Paneles sandwich solares: lo último en construcción

Fuente: EDC Confidencial Digital

Seguro que has oído hablar de los paneles sándwich solares. Cada vez más son los edificios que los usan en sus recubrimientos y tejados, colocándose como uno de los materiales más novedosos, prácticos y, sobre todo, resistentes. Para ahondar un poco más en sus características, hemos consultado a Hiansa, empresa con más de cuarenta años de experiencia en el sector. Te contamos lo que nos dicen los profesionales.

¿De qué se componen los paneles sándwich solares?

Los paneles sándwich solares están formados por un núcleo interno y dos capas exteriores:

El núcleo interno: está formado por un agente de expansión, la espuma, cuya clave de su funcionamiento es la flexibilidad. Transcurridos unos 5 minutos, la espuma queda endurecida, proporcionando un excelente aislamiento rígido. Las espumas pueden ser varios tipos, marcado sobre todo por su nivel de resistencia al fuego:

Espuma de poliuretano (PUR): es la que menos resiste a las altas temperaturas.

Espuma de poliisocianurato (PIR): llega a soportar temperaturas superiores a los 350 grados antes de su descomposición.

Espuma rígida fenólica: indicada especialmente para construcciones con peligro de incendios. Tiene una emisión reducida de humos y no combustiona hasta los 500 grados.

Capas exteriores: se usan hojas finas que resisten al viento, al agua, al vapor, la corrosión, el fuego y las propias cargas estructurales. Se adquieren en grandes rollos, para facilitar la construcción y producción en serie de los paneles sándwich y su perfecta adaptación posterior a las dimensiones espaciales donde se deba colocar. Pueden ser de distintos materiales:

Acero galvanizado, sobre todo para los paneles teja, cubiertas y fachadas, tanto industriales como residenciales.

Aluminio, empleado en aquellas instalaciones que necesitan de un plus contra la corrosión, como las industrias químicas, granjas o zonas de almacenaje alimentario.

Acero inoxidable, para ambientes que necesitan cumplir exigencias sanitarias.

Cobre: aporta una estética distinta y curiosa, debido a la capa de óxido formada y que va oscureciendo con el paso del tiempo al contacto del aire. Es demandada por su estética en ambientes residenciales.

Las capas exteriores se unen al núcleo espumoso ya solidificado mediante una imprimación adecuada, que asegura la adhesión plena y sólida.

Fuente: https://www.elconfidencialdigital.com/articulo/tendencias/paneles-sandwich-solares-ultimo-construccion/20220630161358420367.html

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.